sábado, 31 de enero de 2009

Cuarto latido



TREINTA Y UNO


"Sergio tal vez no corriera, como le habia dicho, pero Tomas si, mucho, quizas demasiado. Y tan malo seria para su objetivo un accidente como que la policia lo detuviera por alguna infracion o por exceso de velocidad.


Montse, agarrada a el, le pidio que condujera con prudencia, sin apartar la vista de denlante pata intentar ver la moto de Sergio, su casco blanco, una esperanza.

Tal vez hubiera sido todo mas facil preguntandole a la dueña de la pension, las señas de Sergio. Ella debia de tenerlas en su registro.
Bueno era una posibilidad mas.

¿ Por que Sergio nunca se las habia dado?
Claro que, ¿ para que darselas? Ya no vivia en Tarragona.
¿O si?

Su cabeza estaba a punto de estallar. No compredia nada, nada en absoluto. De pronto todo era irreal, habia sucedido en un abrir y cerrar de ojos y, mientras corrian devorando kilometros por la carretera, los fragmentos de la carta zumbaban en su mente como aguijones, clavandose en las paredes de su cerebro: "Tus labios sellaron un monton de heridas", "tambien a mi me han hecho mucho daño", "jugar con el destinio"... Sus palabras y los recuerdos llenaban su mente: la timidez de Sergio, su miedo, la atracion que ambos habian sentido desde el primer dia, pero contra la que, de una forma u otra, ahora se daba cuenta, habian luchado.

Montse tenia sus razones, ¿y el?

La moto de situo a la izquierda para adelantar a una fila de coches delante de uno de esos semaforos que se activan segun la velocidad de los vehiculos y que salpican las entradas de los pueblos. Uno de los automovilistas hizo sonar el claxon en señal de protesta por el adelantamiento. Tomas ni se inmuto. El semaforo cambio de nuevo a verde cuando llegaba el asi que acelero y volvio a darle gas.

Montse, ante la sensacion de velocidad, sentia el vertigo de miedo mezclado con la esperanza. La moto de Tomas volaba y, sin embargo, sus esperanzas empezaron a agonizar al ver Vilafranca del Penedés a lo lejos, a unos tres kilometros.

La autopista para Tarragona se cogia pasado el pueblo, no antes, y en sabado, los munerosos semaforos que jalonaban el paso del la carretera por la localidad ejercian de continuos tapones. Quizas esa era la clave.

Parecia imposible, pero, aprovechando la larga recta, hicieron los tres kilometros en un tiempo record. Tomas queria cumplir la promesa hecha a Carolina, porque su hermana era peligrosa, capaz de arrancarle los ojos si le fallaba.

Al entrar en Vilafranca, se encontraron con una larga doble fila de coches parados a causa del primer semaforo. Tomas repitio el adelantamiento. Llegaro al semaforo sin ver la moto de Sergio.

Y entonces, en el siguiente semaforo, a punto de arrancar en cuanto se pusiera en verde, Montse lo vio.
Sergio.

-¡Alli! - grito por encima del hombro de Tomas.

La potente maquina de quinientos centimetros cubicos volo sobre el asfalto."



TRENITA Y DOS


"La moto de Tomas adelanto a la de Sergio nada mas iniciar la ultima marcha, con el cambio de rojo a verde. Primero, Sergio parecio no entender la maniobra. Despues al ver los gestos de Montse, la reconocio.

Casi se estrello contra el coche que lo predecia. Montse temio que no parara, pero, por si habia alguna duda, Tomas se coloco por delante para hacerlo frenar. Sergio disminuyo la velocidad, hasta detenerse a la derecha, y subio la moto sobre el paseo arbolado que constituia el bulevard central de Vilafranca. Tomas hizo lo mismo una docena de metros mas adelante, suficientes para que su pareja pudiera hablar a solas con el sorprendido Sergio.

Montse no perdio ni un segundo, ni siquiera para quitarse el casco y dejarlo en la moto de Tomas.Salto de ella y echo a correr mientras se lo sacaba. Lo acabo de hacer justo al detenerse delante de Sergio. Entonces sus manos cayeron a ambos lados del cuerpo, sin fuerzas, todavia sujetandolo con la derecha. Sergio tambien se habia quitado el suyo. Ambos quedaron como paralizados, incluso sus ojos, doloridos y con la huella de algunas lagrimas los de el, suplicantes los de ella.

La primera palabra tardo en estallar. Una eternidad.
Y la pronuncio Montse.

- ¿ Por que?
No hubo respuesta, solo dolor.
- ¿Por que? - repitio ella con mas fuerza.
- Era mejor dejarlo asi - susurro el.
- ¿Que te pasa?
- Nada - Sergio bajo los ojos rehuyendola.
-¿Es esto? - Montse se toco la cicatriz con la mano izquierda y, al ver que el no la miraba acabo gritando - ¡Mirame! ¿Es por esto?
- ¡No! - exclamo el muchacho.
- Dime un cosa, ¿sabias que la tenia?
- Si.
- ¿Sabes lo que paso?
- Si.
-¿Desde cuando?
- Desde el primer dia- confeso.
- ¿Como lo supiste?
- Por Dios Montse, ya basta. Eso no importa.
- Tu lo has dicho, no importa. -dijo ella - Lo unico que importa es que estoy bien, y aun me he sentido mucho mejor desde que tu... - la emocion le impidio continuar hablando, aunque lo intento - ¿No crees que... es tarde para echarse... atras?
- Nunca tenia que haber sucedido- movio la cabeza Sergio, victima de un profundo pesar.
- ¿Por que? - volvio a gritar Montse, incapaz de comprenderlo -Y ademas, ¿que importa esto ahora? ¡Ha sucedido y ya esta!
- Lo se - acepto Sergio.
- Entonces, ¿por que te vas?
- Por miedo - la miro fijamente - Te lo decia en la carta.
- ¿Miedo de que?
- Te quiero - dijo el.
No fue una aclaracion, sino un golpe, un estallido.

- Y yo a ti, por Dios... - gimio ella.
- Pero ha sido todo tan rapido.
- ¿Y que? Yo era la primera que no queria enamorarme, pero esas cosas no se escogen,pasan y ya esta. Ahora te quiero, ¿cual es el problema?
- Es que.. - apreto los puños y las mandibulas - ¡ No tengo nada! - acabo diciendo - ¡Acabo de llegar a Vallirana, estoy sin trabajo, no soy nadie, ni siquiera me conoces!
- ¿Es que alguien conoce a alguien alguna vez?- repuso Montse - Mis padres llevan casados venintitres años y a veces mi madre aun le dice a mi padre que no lo conoce. Para eso decide unirse la gente, para compartir cosas.
- Entonces soy un cobarde - se acuso Sergio.
- Todavia no se lo que eres, pero si se lo que no eres y, desde luego, no eres un cobarde. ¿Por que no te das una oportunidad y me la das a mi?
-Montse, ¿y si...?
- Sin preguntas - lo detuvo ella - Ni preguntas ni condiciones. Seguimos y nos damos el tiempo que parece que necesitamos, pero juntos.

Sergio dejo caer la cabeza sobre su pecho.

- Vuelvete conmigo, por favor - le pidio Montse - Ni siquiera tienes que preocuparte por el viaje, ¿Ves? Tengo casco.

Casi le hizo sonreir: Los dos sabian que llevaba uno de mas, ahora posiblemente posiblemente en la bolsa de viaje anudada atras.

-Estas loca- dijo el.
- Ya lo se. Creo que, que ademas del corazon, me cambiaron los tornillos de la azotea. Pero estoy de lo que hago, te lo juro.

Sergio tenia las manos libres. Se las puso en los hombros. Basto con ese contacto para que Montse dejara caer el casco al suelo. Paso sus brazos alrededor del cuerpo de Sergio. Y se abrazon despacio, largamente, sintiendose, antes de levantar sus cabezas y besarse por segunda vez en su vida.

En su universo, todo era paz y silencio.

Tanto, que ni siquiera oyeron el ruido de la moto de Tomas arrancando de nuevo para regresar a Vallirana.

El hermano de Carolina sonreia con serafíca complicidad."





TREINTA Y TRES


"La moto de Sergio se detuvo a unos metros de la casa de Montse, segun su costumbre. En el momento de bajar, ella se quito el casco. No solo tenia ganas de liberarse de esa coraza, sino tambien de respirar y, por encima de todo, de hacer lo que hiz cuando el tambien estuvo libre del suyo.
Abrazarle y besarle.

Sergio parecio asustarse primero, antes de mirar a su alrededor y ver que estaban solos. Luego cayo en la mas absoluta de las tentaciones,lleno de aquella dulzura. Cerro los ojos y naufrago en aquel pequeño oceano de ternura formado por los brazos, cuerpo y los labios de Montse. Ella estaba temblando

- Montse... - le oyo susurar.
- Despacio, recuerda, despacio - musito ella, acariciandolo.

Le paso una mano por la nuca, hundiendo los dedos en su cabello. El nuevo abrazo fu un poco mas fuerte. El nuevo beso, aun mas calido.
No querian separarse, pero lo hicieron. Solo un poco.
Montse deslizo el dedo indice de su mano derecha por el labio inferior de su compañero.

- ¿Despues de comer? - le pregunto-
-Si.
- ¿No volveras a escaparte?
- No.
- ¿De verdad?
- De verdad.
- Te quiero.
- Te quiero.

Otro beso mas. Hacia calor. Pero los dos temblaba, con ramalazos de frio recorriendo sus espinas dorsales. Calor y frio, un fascinante contrasentido.

Finalmente su labios se separaron.
Ante ellos se abria una larga y dolorosa cuenta atras.



Cuando Montse entro en su casa, penso que hacia una eternidad que habia salido de ella.

Sergio se quedo solo, en la calle, junto a su moto.

Entonces cerro los ojos y rompio a llorar, suavemente."





Continuara.....

9 comentarios:

feli dijo...

Pos este continuara mi tene de los nervios jejjejej.

Besotes en la punta de la nariz.

VeRo dijo...

"¿Es que alguien conoce a alguien alguna vez?" Recuerdo que estas palabras me hicieron reflexionar de muchas cosas la primera vez que las leí...
Es tan preciosa la historia de amor de este libro...

Cuidate barca!! un besazoo"" :)

* Cris * dijo...

Me gusta que Montse haya ido detrás de Sergio a buscarle, y haya querido pedir una explicación que, al fin y al cabo, se merecía. me alegro que Sergio haya vuelto al lado de Montse, pero espero que no se vuelva a ir... Sí que es una bonita historia de amor...

Por cierto, yo también quiero más!!!jajaja

Besazos enooooormesssss

Astrágalo dijo...

Hola corazón, ya estoy en casa, me he perdido muchos de tus latidos, seguro, los leeré con tranquilidad.

Un besito astragalin.

luz blanca dijo...

Siiiiii...jaja,olé los ovarios de montse de ir tras él,como se escape otra vez verás tu....y a este muchacho qué le pasa??...x qué llora???...cuántas dudas aún....quiero más ....

SI PRISA PERO SIN PAUSA JAJAJA

Davi80 dijo...

Hola mi corazoncito guapo!!!!
Que tal esta la niña de mis ojos??
Joer, enganchadisima estoy, y me dejas con el continuara..., ayyynssss.
Un besazo mi niña guapa!!!

Lorena dijo...

Mmm..algo oculta Sergio..o no?bueno,tendremos que esperar a otro capitulo! Pero espero que no le de por marchar otra veeez!! y ya me matas si me dices que al final no acaban juntos..ayy..van a ser muchas preguntas ya.jaja
Bss =)

MARI dijo...

Gracias

alesandra dijo...

hola barca he visto el link tuyo en el blog de kiko y entre para echar un vistazo a la primera vista me gusta tu blog espero leerte a ti tambien te leia en el gato.bueno ya entrare de vez en cuando a leerte pues me gusta mas ller los blogs que comentarlos.1 beso barca

 
La Olivia de Popeye © 2008 Template by Exotic Mommie Illustration by Dapina